Aceite de almendras: para qué sirve y qué puede hacer por tu piel

Aceite de almendras: para qué sirve y qué puede hacer por tu piel

Si de sustancias con muchas propiedades beneficiosas para la piel se trata, el aceite de almendras o aceite de almendras dulces es uno de los más recomendados por los conocedores de la medicina cosmética naturista. Contiene antioxidantes y grasas monoinsaturadas, que contribuye al buen mantenimiento de la piel.

Podemos decir que es uno de los productos más consultados en internet para mejorar la salud de la piel. Las mujeres muestran interés en adquirir el aceite en tiendas naturistas o farmacias, con el firme propósito de cuidar el estado humectante de la misma. Algunas de sus vitaminas y el Omega en sus variantes 3 y 6 actúan de gran modo para mantenerla suave, con gran tacto.

Lo mejor del aceite de almendras es su inclusión en otros productos de belleza, a tal grado de añadir salud al cabello, piel, para desmaquillar, entre otros. Si hay presencia de estrías, olvidemos su presencia por un largo tiempo, porque su aplicación favorece a una excelente circulación del torrente sanguíneo. Las células muertas de la piel tienen un estado regenerativo increíble; por tanto, usar sus variantes vale la pena.

¿Para qué sirve?

Es necesario tener en cuenta que la mayoría de los usos que tiene el aceite de almendras en la vida cotidiana es para fines cosméticos. También vale la pena mencionar que para la piel posee una infinidad de beneficios, para recuperar su estado reseco o una piel que perdió vitalidad por distintos factores.

Aceite de almendras: para qué sirve y qué puede hacer por tu piel

Los beneficios del aceite de almendras se hacen sentir al instante de descubrir todas sus propiedades. No importa si en ciertos mercados populares le conocen como “almendras dulces” porque es el aceite clásico que podrá encontrar en todos los anaqueles sin ningún tipo de distinción. En la actualidad, es un producto imprescindible para la higiene natural de la piel.

Es un excelente relajante que reduce el estrés: Resulta habitual encontrar en cualquier spa una crema con aceite de almendras para su utilización en la sala de masajes. Una vez aplicada en la persona, permite canalizar todo el estrés concentrado hasta dejarlo ir. Contribuye a calmar la ansiedad y el nerviosismo, propios de un evento futuro que marcará un antes/después en su vida.

Es un hidratante facial: La medicina naturista ha establecido que este aceite favorece mucho al rostro. A simple vista observamos cuando una persona presenta una piel seca en su cara, por tanto, estéticamente no es muy atractivo lucirla en público. Con una aplicación frecuente, la piel recuperará su tono, para estar tersa y muy lisa.

Elimina las estrías: Encontrar estas imperfecciones en el cuerpo causa incomodidad, teniendo en cuenta que aparecen en zonas visibles como piernas y abdomen. Con ciertos movimientos circulares en la zona marcada por las estrías es suficiente para aminorar la presencia de ellas. Las estrías poseen diferente color que conjuga con la piel, pero en su estado rosa es más fácil de desaparecer.

Por fortuna, con un una aplicación continua de este producto, las estrías dejarán de ser un inconveniente que afecte la estética personal en modo general. Los ácidos grasos y la vitamina E trabajan en equipo para humectar la piel, regenerar las células muertas y decir adiós definitivamente a estas marcas.

Desmaquilla la piel: El aceite de almendras es un excelente aliado para el personal que labora en salones de belleza, para quienes utilizan el maquillaje en su día a día para caracterizar personajes o disfrazarse constantemente. Lo mejor de todo es que en el proceso de remover el maquillaje, al mismo tiempo humecta la piel sin riesgo a contraer una alergia producto de la eliminación de estos residuos.

El procedimiento es de lo más sencillo. Colocar unas cuantas gotas de este aceite en algodón para esparcir por el rostro. Produce el mismo efecto de las pestañas, inclusive con maquillaje más fuerte del aplicado en el rostro. Lavarse la cara es favorable, pero no siempre se retira correctamente el maquillaje. No desaproveche la oportunidad de comprobar este resultado.

El remedio para el cabello: Así como ayuda por varias razones a la piel, también actúa como el mejor aliado para solventar los inconvenientes relacionados al cabello. No te recomendamos un champú especializado para brindar suavidad, brillo y un estado sumamente liso durante su enjuague, porque el aceite realiza la labor de este producto.

Contiene ácidos grasos oleicos para prevenir su caída, o padecer de calvicie a una edad temprana, en la que supone un estado del cabello formidable. No hay que olvidar la presencia notable de la vitamina E, que añade un plus de salud con la finalidad de evitar la caspa o enfermedades asociadas como la dermatitis seborreica.

No es fundamental colocar el aceite en un recipiente similar al champú, porque con tan sólo unas gotas serán suficientes para esparcirlo sobre las puntas (que resienten más los daños ante una enfermedad). Una vez que comprobemos los buenos resultados de esta acción, puede proceder a la aplicación total en el cabello, para gozar de un brillo y resistencia impecable.

¿Qué puede hacer por tu piel?

La valoración que hace del aceite de almendras uno de los más comprados con propósitos de belleza es el cuidado de la piel que establece. No es momento de desaprovechar sus propiedades, porque cada una de ellas incide de manera positiva para recuperar su estética.

Reduce las arrugas: Gracias a cada una de las vitaminas y propiedades que están en su interior, con aplicar en cremas o en su estado puro abre la posibilidad de prevenir las arrugas, o en su defecto, reducirlas. Como estrategia es recomendable colocar unas gotas en el cuello y rostro todas las noches antes de dormir.

Excelente exfoliante: Con un par de ingredientes es capaz de elaborar una excelente crema exfoliante casera: aceite de almendras y una taza de azúcar. Por supuesto, requiere de otros componentes secundarios como la soja, levadura de cerveza, avena y agua caliente.

Todos los componentes estarán muy bien mezclados para dejar al final la introducción de la avena. El resultado definitivo es una pasta homogénea aplicada al rostro por media hora. Para remover, es indispensable que el agua esté tibia.

Continúa conociendo sobre el Aceite de Coco del Mercadona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.